In Memoriam: Carlo De Mejo (1945-2015)

 

demejo

El pasado día 18 fallecía en Roma uno de los rostros imprescindibles del cinemabis italiano de la década de los 70 y 80, Carlo De Mejo. Conocido primeramente por ser el hijo de la célebre intérprete Alida Valli, el actor comenzaría en el mundo de la actuación a finales de los 60 participando, entre otras, en Teorema (1968), del insigne Pier Paolo Pasolini . Antes de convertirse en un secundario popular del cine de género, también aparece en el bélico de Sergio Garrone Las ratas de la violencia (1970), la co-producción italo-francesa Funeral en Los Ángeles (1972), una de las aportaciones de Armando Crispino al Giallo como El Dios de la muerte asesina otra vez (1972) o la destacable La última chance (1975), donde comparte escenario con otros célebres rostros de la época como Eli Wallach, Fabio Testi, Barbara Bach o la espectacular Ursula Andress. Sigue leyendo

In Memoriam: Saturno Cerra (1924-2015)

vlcsnap-2015-12-08-17h50m19s275

El pasado sábado fallecía a la edad de 91 años Saturno Cerra, uno de los secundarios más incombustibles que ha dado el cine de género español, con especial recuerdo en su paso por el Western. Aunque, como en posteriores líneas veremos, participó en todo tipo de películas de diferentes  corrientes, sería el Spaghetti Western el género estrella de su filmografía, logrando aparecer en algunos de los films más recordados de la vertiente, siempre como estoico secundario de firme y tosca presencia. Nacido en la asturiana localidad de Sebreño, Ribadesella, su rocambolesca vida bien podría haber originado toda una película. Comenzaría, casi de niño, trabajando como albañil en su pueblo de origen (siempre sería conocido por los lugareños como «El críu de Sebreñu»), para posteriormente coger las maletas y emigrar a Madrid para buscarse la vida; allí trabajaría como dependiente de moda, obteniendo enorme prestigio en el oficio, hasta que la decadente posguerra que asoló al país le obliga a cruzar el charco  llegando a tierras brasileñas. Sigue leyendo

In Memoriam: Germán Robles (1929-2015)

1

Se ha ido uno de los grandes rostros del cine de terror mexicano, Germán Robles, tremendamente popular para los amantes del género por sus significativas interpretaciones del Conde Karol de Lavud, el chupasangre que descaradamente influenciado por el Drácula de Bram Stoker daría luz a dos películas tótem del fantaterror azteca: El Vampiro y El ataúd del Vampiro. Con ellas Robles iniciaría una fructífera carrera tanto en cine, como teatro y televisión, algo que le convertiría en uno de los intérpretes más populares y reputados del país. Para el séptimo arte destacarían, a parte de las mencionadas, su aparición protagonista en la saga dedicada a otro insigne icono cinematográfico del país como Nostradamus, en films como La maldición de Nostradamus, La sangre de Nostradamus o Nostradamus el genio de las tinieblas, que le anclarían para siempre al género vampírico hasta tal punto de que el propio actor tendría guardado un espacio en el Museo de Terror de Nueva York. Sigue leyendo

In Memoriam: Joan Bosch (1926-2015)

joan bosch

El pasado jueves se conocía la noticia del fallecimiento de Joan Bosch, uno de esos cineastas infatigables que dedicó una fructuosa carrera en el cine de géneros español. Nacido en Valls, Tarragona, en 1926, su filmografía iría a rebufo de los subgéneros de moda durante las décadas de los 50, 60, 70 y 80, dejando huella de un sello cinematográfico versátil y en el que como ocurriría con otros coetáneos, navegaba con estilo y agilidad en los bajos presupuestos de la época. Compaginando labores de escritura y especialmente de dirección, Bosch trabajaría para géneros como el thriller policíaco hispano en títulos como Sendas marcadas (1957), A sangre fría (1959), Regresa un desconocido (1961) o Bahía de palma (1962); para el Spaghetti Western contribuiría con films como La diligencia de los condenados (1970) Abre tu fosa amigo… llega Sabata (1971) o Una bala marcada (1972). Sigue leyendo

In Memoriam: Gunnar Hansen (1947 – 2015)

hansen

Fangoria comunicaba en esta mañana de domingo el fallecimiento de Gunnar Hansen, intérprete que bien se podría considerar auténtica historia dentro del cine de terror. Su enorme popularidad en el fandom internacional le viene por interpretar en 1974 al icónico Leatherface en La Matanza de Texas, film de Tobe Hooper que supondría  una película de cabecera en esa oleada de cine de terror realista y visceral que explotó en Estados Unidos en la década de los 70. Hansen nació el 4 de marzo de 1947 en Reykjavic, Islandia, aunque pronto su familia se mudaría a Estados Unidos; recalaría primero en Maine para luego mudarse a Texas, ciudad donde se establecería siendo un adolescente, compaginando sus estudios con unos primeros pasos en el teatro. Sigue leyendo

In Memoriam: May Heatherly

heatherly

Ayer fallecía de manera inesperada May Heatherly, uno de esos rostros que gracias a ciertas participaciones interpretativas conseguirían inmortalizarse dentro de la época dorada del cine fantástico español. Aunque nacida en Estados Unidos, donde dio sus primeros pasos interpretativos dentro de la televisión, siendo muy joven se trasladaría a España buscando una oportunidad en el cine. Así comenzaría a trabajar bajo las órdenes de Leon Klimovsky en Torrejón City junto a Tony LeBlanc para luego protagonizar el thriller Ella y el miedo, que junto a otros proyectos le valdría para fraguarse paulatinamente una modesta pero intensa carrera en nuestro país que alternaría con alguna producción foránea. Sigue leyendo

In Memoriam: Mario Caiano (1933 – 2015)

mario caiano

El pasado sábado fallecía a los 82 años Mario Caiano, uno de esos prolíficos directores del cine de consumo popular italiano acaecido y expansionado durante la década de los 50, 60 y 70. Compartiendo generación con colegas del calibre de Sergio Corbucci, Umberto Lenzi, Fernando Di Leo, Duccio Tessari o Tonino Valerii, entre tantos otros, los mismos que conformaron una generación de directores que cimentó una industria de géneros incombustible. Abarcó, al igual que sus coétaneos, una multitud de géneros; desde el peplum al terror, o de la aventura al western, su amor por el cine le vino herencia de su padre, Carlo Caiano, productor. Sigue leyendo

In Memoriam: Wes Craven (1939-2015)

wes craven

De él se llegó a decir que revolucionó el cine de terror hasta en tres ocasiones. Aunque pueda a sonar a la típica afirmación condescendiente sobre una muerte reciente, lo cierto es que en la filmografía de Wes Craven se encuentran bastantes piezas que de una u otra manera, han marcado. Su debut, La última casa  a la izquierda, fue una tropelía que Craven fraguó junto a Sean S. Cunningham bajo los estandartes del cine underground norteamericano, siendo la primera pieza colocada para convertirse en uno de esos directores del nuevo horror, ese que en la década de los 70 presentaba unas intenciones reaccionarias hacia el terror clásico para ofrecer unas ínfulas de realismo incómodas pero verdaderamente efectivas, no aptas para todos los estómagos de una década donde se dice que todo se cambió. Sigue leyendo

In Memoriam: Roddy Piper (1954-2015)

piper1

El «carpenterismo» está de luto. Ha fallecido Roddy Piper, el protagonista absoluto de una de las más icónicas y cada día más recordadas películas de John Carpenter, Están Vivos.  Icono de la lucha libre americana, conocido en España popularmente como «El gaitero», hizo de su falda escocesa su principal seña de identidad dentro del llamado pressing catch a pesar de ser oriundo de Canadá. Con Están Vivos daría su principal salto al cine a finales de los 80 (en un breve parón de su carrera como luchador profesional), fraguando un prototipo de típico anti-héroe «carpenteriano» con una película repleta de premonitoria crítica social en un mundo invadido en la sombra por extraterrestres. Sigue leyendo

In Memoriam: Alberto De Martino (1929 – 2015)

portrait

Justo cuando estaba a punto de cumplir 86 años fallecía uno de los grandes directores de género del cine italiano. Alberto De Martino, nacido en Roma el 12 de Junio de 1929, fue uno de esos artesanos del cine de consumo popular europeo que al igual que una multitud de compañeros de profesión (aunque con una fama menor que los Fulci, Margheritti o Castellari) cabalgó por multitud de géneros, a colación de las modas del momento. Así, podemos citar películas de cierta popularidad en cada uno de los géneros que trabajó, como El triunfo de Hércules (Il trionfo di Ercole, 1964) en el peplumOperación Lady Chaplin (Missione speciale Lady Chaplin, co-director Sergio Grieco, 1966) en el spy, Yo soy Trinidad, Django dispara primero (Django spara per primo, 1966) en el spaghetti western, El asesino está al teléfono (L´assassino… é al telefono, 1972) como un curioso giallo, El Anticristo (L´anticrist, 1974) bajo respuesta a la tendencia del terror de entonces o El Hombre-Puma (L´uomo puma, 1980) en las estridencias del exploit puro y duro del cine de superhéroes. Sigue leyendo

In Memoriam: José Canalejas (1925-2015)

canalejas2

El pasado 1 de Mayo fallecía en su domicilio madrileño José Canalejas, uno de los rostros más habituales del Spaghetti Western y que construyó su carrera interpretativa bajo el cine de géneros de consumo popular gestado en España. Su rostro será para muchos conocido como sempiterno secundario de multitud de westerns rodados en Almería, actuando bajo la dirección de Sergio Leone en Por un puñado de dólares (Per un pugno di dollari, 1964) o La muerte tenía un precio (Per qualche dollaro in più, 1965). Su trabajo para el llamado padre del Spaghetti Western sería una mínima muestra de su participación en el género, para el cual aparece también en otros clásicos de la co-producción mediterránea como Django (íd, 1966), Los despiadados (I Crudeli, 1967), Salario para matar (Il mercenario, 1968), Los Compañeros (Vamos a matar, compañeros, 1968) (todos estos bajo la dirección de Sergio Corbucci) o El precio de un hombre (Eugenio Martín, 1967). Ya entrada la década de los 70 trabajaría para Leon Klimovsky en Una libélula para cada muerto (1974), para Amando de Ossorio en El ataque de los muertos sin ojos (1973) o Raúl Artigot en Cabo de vara (1978), entre otros muchos proyectos. Durante los 80 y ya en la decadencia del cine de género minoritario aparecerá también en El Lute (camina o revienta) (1987) de Vicente Aranda o ¡Scalps! Venganza india (Scalps, 1987), subproducto venido de la dupla artística formada por Bruno Mattei y Claudio Fragasso. Dirigiría dos películas, El último proceso en París (1974) y El in… moral (1976), para mayor lucimiento de la afamada pareja de cómicos formada por los hermanos Calatrava. Todo esto citado, por supuesto, como un somero repaso de la amplia filmografía de este hombre que fallecía a los 90 años de edad como uno de los rostros más recordados del cinemabis rodado en España. Sigue leyendo

In Memoriam: Geoffrey Lewis (1935-2015)

600full-geoffrey-lewis

Semana aciaga para Rob Zombie. Si  hace unos pocos días adelantaba a través de su Facebook la muerte de uno de sus actores fetiche, Tom Towles, ahora daba a conocer a sus seguidores el fallecimiento de otro de sus colaboradores: Geoffrey Lewis, para quién reservó un relevante papel en «Los Renegados Del Diablo» (The Devil´s Rejects, 2005) como uno de los miembros de la banda de country Banjo & Sullivan, además de prestar su voz a uno de los personajes de su ambicioso proyecto de animación llamado «The Haunted World of El Superbeasto» (íd, 2009). Lewis fue uno de los rostros más conocidos por el gran público durante las décadas de los 70, 80 y 90, siendo un habitual colaborador de Clint Eastwood durante esas décadas («Infierno de Cobardes» [High Plains Drifter, 1973], «Bronco Billy» [íd, 1980], «Medianoche en el jardín del bien o del mal» [Midnight In The Garden Of Good and Evil, 1997]…), y para el que Lewis ofreció una multitud de papeles secundarios. En esta diatriba de amplificar y glorificar la interpretación secundaria destacó sin paliativos en cintas como «Dillinger» (íd, 1973) o «El Viento y el León» (The Wind and The Lion, 1975), ambas bajo la dirección de John Milius. Con una amplia producción televisiva a sus espaldas y una modesta carrera musical paralela, no podría decirse que su abultada filmografía estuviese copada de grandes aportaciones al cine fantástico, pero sí participó en algunos títulos de cierta celebridad en el género como «El Cortador de Cesped» (The Lawnmower Mann, Brett Leonard, 1992) y «Zombies» (Wicked Little Things, J.S. Cardone, 2006) entre otras, o aproximaciones como el psicotrópico western «Blueberry, la experiencia secreta» (Blueberry, Jan Kounen, 2004). Era el padre de Julliette Lewis, además de otros nueve hijos. Sigue leyendo