15 días de Halloween #9: «Halloween Night» (Mark Atkins, 2006)

halloweennight

El Slasher visto por The Asylum. Así se podría definir esta película en la que la más célebre de las nuevas compañías que hacen oda al exploit más modesto y desprejuiciado se jactan de esa oleada de películas que con revisiones de viejos clásicos del subgénero volvieron a poner en la palestra una corriente que se niega a pasar de moda. Curiosamente parida un año antes del remake que sufrió el clásico de John Carpenter La noche de Halloween (1978) en manos de Rob Zombie, esta Halloween Night (no confundir con la previamente reseñada película de 1988) parece usurpar parcialmente la  premisa argumental de aquella. Un hombre en su día fue condenado injustamente por asesinar a su familia, algo que desembocará en él una tremenda locura que le recluirá en un manicomio (donde será vejado y humillado), logrando escaparse su reclusión para volver a la que fue su antigua casa; allí se encontrará algo que no esperaba: es 31 de octubre y sus actuales ocupantes son unos jóvenes que están en plena fiesta de Halloween. Sigue leyendo

15 días de Halloween #7: «El aprendiz de Satanás» (Jeff Lieberman, 2004)

satans-little-helper

Conocido principalmente por el slasher Pánico antes del amanecer, un Jeff Lieberman totalmente sumido en la irregularidad paría en el 2004 otra pieza de dicho subgénero con cierta repercusión en el mercado del directo a vídeo, El aprendiz de Satanás. Douglas Whooley (Alexander Brickel) es un niño obsesionado con un videojuego llamado Satan’s Little Helper, en el que como su propio nombre indica, se debe de ejercer de ayudante del mismísimo Diablo aniquilando a todo aquel que se ponga por delante. El inocente infante ve su diversión hecha realidad cuando casualmente conoce a un extraño personaje ataviado con una capa negra y una demoníaca máscara, en plenos días víspera de Halloween. Como es de esperar, las muertes no tardarán en acontecer a medida que la amistad entre ellos aumente, aunque el pequeño Douglas ignora los peligros de la camaradería con su nuevo amigo, que llegará incluso a poner en peligro a su propia familia. Sigue leyendo

15 días de Halloween #6: «Clownhouse» (Victor Salva, 1989)

clownhouse

La fobia a los payasos ha copado en los últimos años la atención de los mass media debido al ya hito del folclore reciente en el que multitud de anónimos personajes invaden las noches ataviados con una extravagante reversión terrorífica de la indumentaria de estos iconos siempre anexos a la infancia. Tan fuerte ha pegado esta tendencia, donde la leyenda urbana traspasa las barreras de la ficción, que incluso sale a la palestra el término técnico de este miedo extendido, conocido por los expertos como coulrofobia. Esta coyuntura, donde tanto a los niños como a los adultos les invade una auténtica repulsión a la fisonomía de los payasos, ha sido muy recurrida por el mundo del cine (especialmente conocida es la televisiva adaptación del It de Stephen King) pero una desconocida película norteamericana de finales de los 80 abordaba la fobia en su máxima expresión. Clownhouse, la ópera prima de Victor Salva, quien muchos años después reventase las taquillas de medio mundo con su Jeepers Creepers (2001), se centra en la historia de tres hermanos que en plena efervescente adolescencia verán sus miedos erigirse cuando en una víspera de la festividad de Halloween se vean asediados por tres psicópatas; estos, recientemente huidos de un manicomio, adoptan la identidad de tres payasos tras asesinar a varios miembros de una compañía circense. Sigue leyendo

15 días de Halloween #2: «Muerte a 33 R.P.M.» (Charles Martin Smith, 1986)

trickortreat

Los siempre presentes efluvios de misterio del heavy metal conectados directamente con el celuloide en una película de terror. Esto es lo que propone la semi-desconocida Muerte a 33 R.P.M, una extravagante cinta que se anexa estéticamente a la cultura del metal de los años 80, con continuos guiños a esta escena (contra)cultural, aquí bajo un target bastante específico hacia los adolescentes de la época. Eddie Weinbauer (Marc Price) es un joven apasionado del heavy metal auto-marginado en su instituto por sus singulares filias hacia las bandas del momento, lo que le convierte en un bicho raro para sus compañeros que le humillan constantemente a través de mofas y bromas de dudoso gusto; cuando su héroe musical Sammie Curr (el malogrado bailarín Tony Fields, en una especie de mezcla entre Alice Cooper y Blackie Lawless) fallece debido a una vida vilipendiada por los excesos, este dejara una grabación póstuma que Eddie escuchará gracias al discjockey local Nuke (interpretado por Gene Simmons, nada más y nada menos), convirtiéndose el disco (reproducido al revés, como no podía ser de otra forma) en una puerta de entrada para que el rockero fallecido desate un maquiavélico plan de sangre, destrucción y toneladas de heavy metal contra todos esos indeseables que perturban la vida de nuestro joven protagonista.  Sigue leyendo

Dossier Slasher: Introduciendo un género. Máscaras, cuchillos y gritos en la oscuridad… (2)

pieces

En la primera parte de este artículo introductorio al Slasher nos habíamos quedado justo en el momento en el que se puede catalogar el estallido comercial de este apasionante subgénero: el estreno en 1978 de La Noche de Halloween, el modesto film de John Carpenter que expondría y ampliaría enormemente las más representativas claves del mismo. Partiendo de una clara influencia como fue el esquema argumental de Navidades Negras de Bob Clark, Carpenter potencia hasta el extremo la utilización de una trama sencilla (un pequeño vecindario que sufrirá los crímenes de un villano) pero que gracias a una serie de conjunciones puramente fílmicas se convertiría en todo un clásico del terror. Asentando los que se considerarían muchos de los patrones básicos del Slasher, que ya venían dándose con anterioridad pero que el cineasta aquí los estandariza (víctimas adolescentes, localización aislada, villano enmascarado…), sumándole una elegante articulación narrativa (ya presentado con el plano secuencia de inicio y su maravilloso uso del formato panorámico), impropia de estas temáticas, y con un reparto que incluía a una vieja estrella de Hollywood como Donald Pleasence y la presentación al mundo de Jamie Lee Curtis, quien sobre ella recae la responsabilidad de establecer las coyunturas de lo que a partir de aquí se empezó a llamar como final girl. Sigue leyendo

Recomendando: Cine-Bis #6

Portada 06

Cine-Bis, uno de los más representativos símbolos de la nueva vida que parece estar viviendo el mundo del fanzine, vuelve a la carga con su sexta entrega, siempre con el incombustible Javier G. Romero a la cabeza. Este nuevo número vuelve a afianzar la estabilidad y el incesante paso de una publicación, hermana pequeña de la histórica Quatermass, que ya se afianza como un magazine clave en el fandom nacional. Este Cine-Bis #6 se presenta con una portada dedicada en exclusiva a los Hermanos Marx, que a la postre protagonizarán uno de los artículos de cabecera de este nuevo número que es fiel a la cita cuatrimestral de la publicación. Aunque a continuación desgranaremos todos y cada uno de los contenidos de esta entrega que ahora se presenta, adelantar que el fanzine orquestado por Javier G. Romero continúa leal a su espíritu de transmisión de una absoluta pasión hacia el cine de géneros de todo el mundo, como reza su subtítulo de presentación, dentro de una maquetación visual y presentación totalmente afines a la seriedad y devoción con la que tanto Javier como su grupo de colaboradores se prestan a discernir sobre las distinguidas temáticas de la variedad genérica del séptimo arte.

Sigue leyendo

Dossier Nasty: «No miréis en el sótano» (S. F. Brownrigg, 1973)

dontlookposter

Con esta película nos encontramos con uno de esos casos en los que su recuerdo entre el aficionado sigue aún vigente principalmente por pertenecer a la lista de las «Video Nasties«, aunque tenga ciertos valores para considerarla una película de género bastante interesante dentro de su estampa de film vesánico. No miréis en el sótano es hija directa de esos vigorosos años en los que el cine de terror de bajísimo presupuesto estadounidense se nutría de visceralidad, donde una oleada de jóvenes directores afrontaban una mirada al terror de manera mucho más enérgica y vital hacia los nuevos cánones. Si se incluye directamente esta película en esa oleada es debido principalmente a sus precarios medios, capitaneado por un ínfimo presupuesto de 100.000 dólares, pero que sin embargo parecía emular un tipo de terror trastornado bajo las precarias formas de la Serie B de la época. Si hay una película que resume a la perfección esa torbellino de frescura es La Matanza de Texasestrenada en 1974 como un clásico instantáneo, con la que No miréis en el sótano comparte ciertas pretensiones y procedimientos que las hacen jugar en una liga muy similar, aunque claro está que su aportación al terror es bastante desemejante. Sigue leyendo

Dossier Nasty: «The Ghastly Ones» (Andy Milligan, 1968)

theghastyones

Filmada en 16 mm y casi en su totalidad con cámara en mano, The Ghastly Ones vive hoy en el recuerdo por suponer la primera película  de terror del incombustible e indescriptible realizador Andy Milligan, un cineasta todoterreno (además de dirigir también se encargaba de manera habitual de la fotografía, montaje y guión de sus films) con unos orígenes que se anclan a una notable experiencia en teatro hasta que a mediados de los 60 comienza a coquetear con el cine underground de temperamento amateur. Así inicia en aquella década un círculo de películas que recorrieron sin rubor los caminos del cine de explotación más marginal y en su vena más transgresora, en unas altas dosis de violencia bajo el sentido naif y premeditadamente humorístico que en aquellos momentos reinaba en el cine bis más desenfrenado gracias en gran parte a la jocosidad con la que Herschell Gordon Lewis parecería eclosionar el splatter, con sus efectos gore de medios artesanales y deliberada sobreexposición. Sigue leyendo

Express Reviews: «Hush», «La Invitación», «Last Girl Standing», «Perros Rabiosos»

Hush (íd, Mike Flanagan, 2016)

hush1

Llevando el esquema de la home invasion a todo su metraje, Hush relata el desasosiego y desesperación de una joven escritora sordomuda que sufrirá el acoso de un misterioso hombre enmascarado en su aislada morada. Si algo se le puede reconocer a la película es la confección de una tensión medida y moderada bajo la batuta del sello personal de su director, Mike Flanagan, aunque como ocurriera en su previa y aplaudida Oculus el film se derrumbará por su condición de buena premisa alargada en un guión lleno de secuencias estériles, así como de una atmósfera mucho menos perturbadora de lo que puede dar el subgénero de los crueles allanamientos de morada imprevistos. Sigue leyendo

Dossier Slasher: Introduciendo un género. Máscaras, cuchillos y gritos en la oscuridad… (1)

slasher

Si dentro de las abultadas variantes del cine de terror existe una corriente que se haya mantenido con el paso del tiempo, aún teniendo en cuenta diversas decadencias y renovaciones, es el slasher. Con él se cumplen muchos de los patrones que establecen y dan forma a los subgéneros del cine fantástico, como bien pudieran ser unas influencias previas formales, una serie de obras prototípicas que darían pie a unos patrones que luego desarrollarían unos cineastas dando pie a sus tótems, además de la consecución de un movimiento anclado a una época determinada, que provocaría una futura explotación comercial y decaimiento. Aunque entraremos luego en ello, el slasher ha sufrido varios ocasos que no impedirían que fuese eternamente recurrido en los cánones de la serie B, destacando eso sí una explosión comercial que tendría en los años 80 su auténtico culmen. Sigue leyendo

Express Reviews: «Bone Tomahawk», «Charlie´s Farm», «The Stranger», «Demonic»

Bone Tomahawk (íd, S. Craig Zahler, 2015)

Dentro de la curiosa revisión que parece vivir el western con sus dilatadas aportaciones en los últimos años, Bone Tomahawk pega un fuerte puñetazo en la mesa proponiendo una curiosa reversión del género en la que sus clásicos estereotipos se codean con unas ínfulas fantásticas que incluyen aquí la aparición de un grupo de caníbales. Como si el clásico Oeste americano cruzase su camino con la América Profunda enardecida en el American Gothic de los 70, S. Craig Zahler demuestras unas habilidades narrativas que le hacen capaz de dominar el ritmo y la estoicidad del western, apoyado en un agradecido y variopinto reparto, nutriéndolo sarcásticamente de una atmósfera viciada y excéntrica sin perder en ningún momento un temple narrativo digno de elogio. 
Sigue leyendo

In Memoriam: Gunnar Hansen (1947 – 2015)

hansen

Fangoria comunicaba en esta mañana de domingo el fallecimiento de Gunnar Hansen, intérprete que bien se podría considerar auténtica historia dentro del cine de terror. Su enorme popularidad en el fandom internacional le viene por interpretar en 1974 al icónico Leatherface en La Matanza de Texas, film de Tobe Hooper que supondría  una película de cabecera en esa oleada de cine de terror realista y visceral que explotó en Estados Unidos en la década de los 70. Hansen nació el 4 de marzo de 1947 en Reykjavic, Islandia, aunque pronto su familia se mudaría a Estados Unidos; recalaría primero en Maine para luego mudarse a Texas, ciudad donde se establecería siendo un adolescente, compaginando sus estudios con unos primeros pasos en el teatro. Sigue leyendo